El Espiral del Cacao

El proyecto “Construyendo la cadena de valor de cacao en el occidente de El Salvador”, retomará el cúmulo de conocimientos adquiridos por los productores, las capacidades desarrolladas y la experiencia desencadenada en el marco del PAF.

IICA

El Salvador, 30 de abril de 2013. El PAF Cadenas Productivas, del Plan de Agricultura Familiar, ha sentado las bases para la reactivación del cultivo del cacao en El Salvador. Así como los mayas –cultura que dio gran preponderancia a este cultivo- construían sus templos sobre sólidas bases y a veces sobre estructuras más antiguas, hoy, Catholic Relief Service (CRS), con apoyo de la Fundación Ford, dará continuidad a las acciones impulsadas por el Plan de Agricultura Familiar.

El proyecto “Construyendo la cadena de valor de cacao en el occidente de El Salvador”, retomará el cúmulo de conocimientos adquiridos por los productores, las capacidades desarrolladas y la experiencia desencadenada en el marco del PAF, focalizando los esfuerzos en un universo de 200 productores de cuatro municipios de Sonsonate: Nahulingo, Izalco, Caluco, Nahuizalco y San Antonio del Monte, región popularmente conocida como “Los Izalcos”.

Con un horizonte de ejecución para dos años –de junio 2013 a junio 2015- CRS tiene centrada las principales apuestas en: fortalecimiento de capacidades técnicas, establecimiento de 90 hectáreas de producción de cacao en sistemas agroforestales, producción de material vegetativo y el impulso para el desarrollo de una organización de pequeños productores de cacao.

Al mismo tiempo, el componente de comercialización también se verá fortalecido, a través de la capacitación en temas de procesamiento, transformación y agregación de valor a la producción y la introducción de infraestructura y equipo para el manejo pos cosecha, propiciando, así, el desarrollo de microempresas. De esta manera, se espera facilitar el acceso a mercados por parte de los pequeños productores y captar mayor inversión en torno a la cadena productiva del cacao.

A nivel nacional, en el marco del PAF Cadenas Productivas, se han establecido 12 Centros de Desarrollo Productivo (CDP) -que aglutinan a unos 200 agricultores – donde se han realizado más de 28 mil injertos de material genético internacional y se acompaña técnicamente a los productores en el manejo del cultivo. La mayor parte del nuevo material genético se ha ubicado en el CDP Tacuxcalco de Nahulingo, Sonsonate.

Durante la época precolombina y colonial, la región de los Izalcos fue una de las mayores productoras de cacao del país debido a sus óptimas condiciones de suelo y recursos hídricos, por lo que no es de extrañar que este territorio se esté convirtiendo en la cuna de los esfuerzos por reactivar la producción de este ancestral cultivo que para el caso tiene las características fino y de aroma.

Comentarios

Para poder comentar debe iniciar su sesión:

INGRESAR