Los planes de la trazabilidad

Soy DIgital

El rastreo es una herramienta que se utiliza para conocer el origen de los productos animales y vegetales y el propósito final debe ser aplicarlo a lo largo de toda la cadena de producción.

Por Dr. Luis Alberto Espinoza Rodezno, director Regional de Sanidad Animal, OIRSA

Hoy en día no hay manera de saber de dónde provino un trozo de carne. No existe la trazabilidad en toda la cadena productiva pese a que se están realizando esfuerzos en diferentes países de la región. Esto es un requisito imprescindible que debe cumplir el ganadero y todo productor agropecuario y a mediano plazo, todas las naciones deberán realizar la trazabilidad de sus ganados, hatos, averíos, etc; motivados por el comercio.

Pero ahora, poco o nada se puede saber sobre el origen de los animales, el manejo que se ha hecho y las condiciones en las que fue procesada la carne. Por ello, el Organismo Internacional Regional de Sanidad Agropecuaria (Oirsa) está trabajando en la implementación de una plataforma informática de registro, inicialmente de bovino pero que se ampliará a otras especies, como parte de la trazabilidad que deben lograr todos los países adscritos al Oirsa.

A través del rastreo del ganado se podrá mejorar la seguridad alimentaria del consumidor, tener mayores controles en los registros del ganado, un consorcio de mercados exigentes en el manejo del hato, así como mantener la inocuidad de la carne y la reducción del abigeato.

Lea también: Trazabilidad, ADN de Cultivos Selectos

Otra ventaja de la trazabilidad es que se puede dar seguimiento al robo de animales gracias al sistema del Oirsa de la implementación del chip electrónico, sin importar dónde se encuentren, se pueden localizar.

Cada plataforma de identificación, para cada país, es distinta pues todos manejan de diferentes maneras sus datos, sin embargo es importante resaltar que para poder trabajar en cada uno de los países, Oirsa necesita de un marco legal, pues no se puede hacer trazabilidad sino está normada y El Salvador es el único país de la región que no ha ratificado el reglamento. El Oirsa pone a disposición 40.000 aretes, como capital semilla para arrancar con el proyecto, pero mientras no se ratifique el reglamente no se puede iniciar el programa.

Belice con un 96% de la población de bovinos identificados, es el país más adelantado. Honduras ha entrado con más ímpetu este año, le sigue Nicaragua, República Dominicana y Panamá.

Lea también: Descargue el Estándar Regional de Trazabilidad Bovina

Aunque la mayoría de países de la región poseen sistemas de identificación individual, estos registros aunque no se han hecho de manera más intensiva, sin embargo, ya es un paso para alcanzar la trazabilidad de animales, productos y subproductos en armonía con el Estándar Regional de Trazabilidad Bovina y este proyecto, que se inició hace tres años, pretende lograr la trazabilidad, no solo en bovinos, sino de la miel, camarones, aves y cerdos.

¿Cuáles son los proyectos para 2017?

En Bovinos

Actualmente se está trabajando en la parte de la producción primaria en el área de salud y sanidad animal para lograr la identificación y se pretende dar continuidad con el control de movilización de animales, lo que implica que se podrá tener un registro de los novillos en el momento que entren o salgan de un país pues ya se cuenta con una plataforma electrónica donde se podrá registrar dicha información mediante el chip electrónico que se coloca a los animales.

Esta plataforma permitirá introducir toda la información sobre el animal: de dónde está saliendo, hacia qué destino va, en cuál explotación nació y cuál la compró, hasta llegar al sacrificio.

Lea también: ¿Por qué es importante contar con un sistema de trazabilidad?

Y es que al entrar al programa, los animales son identificados con un arete visual y uno electrónico que posee toda la información de la historia del animal y se puede conocer mediante un lector. Ya en el matadero, se procede a retirar los aretes de identificación.

Pero, junto con la plataforma de identificación se está montará una plataforma sanitaria que será útil en el control de enfermedades como la brucelosis o tuberculosis bovina. Cuando los productores deciden entrar al programa de control, los veterinarios y asistentes podrán realizar análisis en los animales, tomar los números de identificación y las respectivas muestras que serán llevadas al laboratorio para identificar casos positivos de ambas enfermedades.

La ventaja que da la trazabilidad es que estamos seguros que el animal que se envía al matadero es el animal correcto. Por lo general, los mejores animales son los que se enferman debido a que toda su capacidad está trabajando para producir leche, no para producir defensas y por ello son más susceptibles a las enfermedades, entonces suele ocurrir que cuando los veterinarios llegan a las explotaciones a preguntar por la vaca “Rosita”, que es de los mejores ejemplares de la explotación pero está enferma, los ganaderos señalan a otro animal sano porque sacrificar a sus mejores animales representa grandes pérdidas ya que un animal enfermo que va a sacrificio vale la mitad de uno que está en producción.

Lea también: Costa Rica proyecta la creación de sistema de trazabilidad

La coordinación del trabajo de trazabilidad no recae solo en los ministerios sino también en los productores pues son ellos quienes deben asumir costos, por ejemplo, una res, luego de entrar al matadero, para continuar con la trazabilidad de ese producto es necesario asignarle un código de barras y son las empresas que producen grandes volúmenes las que pueden costearlo porque son los que pueden recuperar su inversión.

Y si se logra concretizar el proyecto completo, hasta el supermercado, se deberán emplear lectores de códigos de barra específicamente para ver la historia y la información de dónde viene la carne, de qué explotación, país, departamento, etc.

En abejas

Un sistema de registro similar al de bovinos se está ampliando para abejas, principalmente en Guatemala, para la trazabilidad de la miel. En el caso de las abejas la identificación se hará a las colmenas, con ello se busca detectar cuando hay presencia de antibióticos o insecticidas en la miel ya que los productores usan indiscriminadamente los antibióticos o pesticidas para las plagas que tienen las abejas colocándolo de manera que las abejas entran en contacto con ello y por medio de las patas y la boca transmiten los pesticidas a la miel, lo que está siendo rechazado en Europa.

Lea también: El claroscuro en trazabilidad que desnuda al sector agro

Con este proyecto se podrá conocer la calidad de la miel que se está produciendo y se está exportando, quién está utilizando antibióticos de manera inadecuada, entre otros aspectos. Guatemala está apostándole mucho al tema de la trazabilidad de las abejas debido al financiamiento internacional que está recibiendo para lograr exportar a Europa este producto que está teniendo una alta demanda.

Camarones, cerdos y aves

En el caso de los camarones la identificación se hará por lotes pues cada espejo de agua tiene una cantidad determinada. Los países que iniciarán con la aplicación de esta plataforma será Panamá, Honduras y Guatemala. En Guatemala y en El Salvador también se trabaja la base para la trazabilidad de aves y en Guatemala en cerdos.

Lo que se pretende, además de garantizar inocuidad, es que los productores también manejen mejor sus explotaciones y esto les permita mejorar el comercio de sus productos, pues al garantizar la trazabilidad se abren más y mejores oportunidades de comercio exterior.

Lea también: Trazabilidad se hace presente en el aguacate Hass en Costa Rica

Este artículo está clasificado como: , , , , , , ,

Comentarios

Para poder comentar debe iniciar su sesión:

INGRESAR