Monimbó: la finca nicaragüense que conquistó a Starbucks

Byanka Narvaez

El grupo Mercon es una empresa de origen nicaragüense especializada en la comercialización de café a nivel mundial. Cuenta con más de 60 años de experiencia y está presente en tres continentes.

Allá por el año 1982, Danilo Marenco, por cuestiones de la vida, adquirió Finca Monimbó, a pesar de ser abogado de profesión su suegro, quien sí era cafetalero, le insistió para que se volcara al mundo del grano de oro. Esta insistencia los ha llevado hoy a convertirse en uno de los seleccionados para ser parte de la línea exclusiva y limitada oferta de café Premium Starbucks Reserve.

El café de la finca Monimbó integra los Premium Estates de Cisa Exportadora. “En Cisa Exportadora estamos orgullosos de trabajar con cafetaleros dedicados a la producción de café de la más alta calidad. En cada uno de nuestros orígenes, trabajamos de cerca con ellos para ofrecerle al mundo un café único y especial. En esta ocasión lo hicieron posible la familia Marenco, propietaria de Monimbó y Starbucks, uno de nuestros principales clientes tostadores”, señaló John Gardina, gerente comercial de Mercon Centroamérica.

La marca Starbucks Reserve está compuesta por una selección de los cafés especiales más exóticos y excepcionales, los que se destacan no solo por su sabor y aroma, sino también por las condiciones sostenibles en las que fueron cultivados y cosechados. La taza de Monimbó se caracteriza por su balance, su dulce aroma y un sabor a albaricoque y chocolate.

Además: Ante adquisición de Monsanto, Bayer apostará por la trasparencia

La finca Monimbó, ubicada en la comarca Aranjuez, municipio de Matagalpa, trabaja con Cisa Exportadora hace 25 años y es una de las pioneras de los Premium Estates. En sus inicios tenía 60 manzanas en las que producían de 1500 a 1600 quintales. Hoy cuenta con 250 manzanas, de las cuales los propietarios explican muy orgullosos que 90 de ellas son parte de una amplia zona de montaña.

“Comenzamos con 18 o 20 trabajadores, tenía mi técnico y yo me dedicaba a la parte administrativa. Ahora tenemos unos 70 trabajadores permanentes en la época de silencio y hasta 320 personas en el tiempo de corte ”, añade Danilo. Este poderío cafetalero viene desde el nombre, pues don Danilo detalla que Monimbó es un nombre emblemático en Nicaragua.

“Monimbó, por la valentía de su gente, se distinguió mucho en la revolución. Carlos Mejía lo destaca en su música y ahora Starbucks distingue el nombre de Nicaragua y de Monimbó vendiendo nuestro café en sus tiendas ubicadas en varios países del mundo”.

Puede leer: Historia y pasión en una cápsula

Una finca con enfoque sostenible

Localizada a 1,455 metros sobre el nivel del mar, es considerada una finca modelo y es la primera del país certificada por Café Practices. Se caracteriza por sus altos puntajes en las auditorias de certificación por toda la labor que hacen en su propiedad y en la comunidad aledaña. Danilo Marenco Batres, hijo de don Danilo, comenta que las certificaciones respaldan a sus prácticas.

“Tenemos cuatro certificaciones. En 2004, fuimos la primera finca certificada con C.A.F.E Practices otorgada por Starbucks, también somos la primera finca de Nicaragua certificada en 2006 por la Rainforest Alliance, que califica la protección de los ecosistemas y la vida humana y animal. En 2007, obtuvimos la UTZ Certificate good inside, que establece estándares para una responsable producción y recolección de café; y en 2010, la AAA Nespresso, que está orientada a garantizar la más alta calidad del café y la conservación del medio ambiente; también nos reconoció”, expresó Marenco Batres.

“Seleccionamos fincas destacadas en términos de sostenibilidad. Todas cuentan con certificaciones globales, ponen en práctica medidas para conservar sus fuentes de agua, invierten en la reforestación y muchas de ellas incluso son bioreservas. Además tienen procesos amigables con el medio ambiente, realizan aportes sociales y son importantes generadoras de empleo”, explica Starbucks en el sitio web de Starbucks Reserve.

También: Aguacate tico da gran paso en su comercialización

Actualmente la compañía, a través de la Fundación Semillas para el Progreso, realiza inversiones en la escuela Nicarao, ubicada en la comunidad de Aranjuez. “Cuando llegamos no existía una escuela, entonces donamos el terreno donde se construyó y la primer aula la levantamos en combinación con la Alcaldía de Matagalpa, después edificamos la segunda con la colaboración de Starbucks y de Cisa. Esta última también ha dotado a la escuela de una protección de cerca y computadoras. Colaboramos con la parte audiovisual, donamos un equipo para su trabajo y ahorita, con la donación de alrededor de US$ 15.000 que hizo Starbucks, está en elaboración un sistema propio de agua para el uso de la escuela”, añadió Danilo Marenco.

Para ambos, la calidad y la sostenibilidad son los factores que decidieron la elección de Starbucks. Marenco Batres nos comenta el proceso. “Pasa por un sistema bien riguroso de cata y la presentación de un proyecto sostenible. Basados en ello escogen diferentes cafés de varias partes del mundo y lo promueven no solo en las cafeterías de reserva que tienen alrededor del mundo, sino que también lo promocionan en paquetes. En realidad, le da publicidad a la finca, pero también pone la imagen de Nicaragua como un café especial alrededor del mundo, que es algo que ayuda a la caficultura del país”, finalizó Marenco Batres.

Más información: Agua mineral tica alcanza mercado estadounidense

Este artículo está clasificado como: , , , ,

Comentarios

Para poder comentar debe iniciar su sesión:

INGRESAR